Este fenómeno natural se ha convertido en uno de los senderos más bellos de toda Austria. Lo más curioso es que está situado dentro de un lago de 10 metros de profundidad, durante 6 meses del año. Está situado a los pies de las montañas Hochschwab, en Tragoess, Styria, este lago, llamado